miércoles, 27 de junio de 2012

Democrática China: síndrome de la maestra Zhang




Hace poco cayó en mis manos un documental realizado en China “Please, vote for me”, de 2007, que trata sobre un experimento democrático en una escuela primaria china. La escuela, Evergreen Primary School, está situada en Wuham, en la China central, escogieron a unos niños pertenecientes a la clase nr 1 del 3er  grado. Los realizadores del documental describen la realidad de China al principio, en la misma se ha vivido desde 1949 un sistema de partido único, dictadura del ploretariado. Muchos niños, interrogados principio sobre el significado de democracia y elección no supieron responder.

La maestra, la señora Zhang, responsable de la clase designa a tres niños como candidatos a unas elecciones en el aula para escoger al monitor de la clase. Tres alumnos son señalados por la maestra Zhang: la niña Xu Xiaofei y los varones Cheng Cheng y Luo Lei. Las reglas que regirán todo el proceso son dictadas por la maestra.

 
La Maestra Zhang junto a los niños candidatos a monitores. 

Una parte considerable del documental describe el desarrollo de lo que se puede llamar la campaña electoral. Cada uno de los niños asume su papel de candidato de diferentes maneras. En muchas ocasiones los niños candidatos actúan bajo la influencia de los padres. En las escenas en que los candidatos se presentan ante la clase o debaten entre ellos hay grandes dosis de dramatismo y cierta violencia. Algo que nos puede bien recordar las campanas electorales y los debates entre los candidatos presidenciales en los países democráticos. Algunos padres inducen al niño que manipule a los demás de su clase con la oratoria, otros que trate de imponerse haciendo regalos.

Maestra Zhang

Vale destacar el ambiente y la procedencia de los niños, de familias de profesionales con casas pequeñas pero cómodas. En las casas de los niños se mostró televisores, muebles modernos y computadoras que probablemente tuvieran Internet. Así la escuela, que en todo momento resalta el orden, la limpieza, y los materiales y utensilios necesarios para la enseñanza. Las cámaras enfocan mucho en el momento del almuerzo de los niños y estos comiéndose unos buenos pedazos de pollo y arroz.  Al juzgar por esto el documental muestra que los niños viven en un ambiente de bienestar material.

El documental, aunque está realizado en colaboración con empresas de televisión estatales de países democráticos, como la de Dinamarca, Suecia y la BBC de Londres, no deja de ser una propaganda positiva para el sistema chino. La impresión que da al ver el documental es que China es una maravilla de país. Una sociedad tolerante, sobre todo al mostrar los padres de uno de los niños candidatos que tienen cargos en la policía.

El documentar puede dejar algunas enseñanzas, una puede ser muy bien el mensaje de que los regimenes totalitarios, cuando estos quieren, pueden darle un espacio a la apertura de la sociedad civil y la democracia.  En el comunismo es posible la democracia, y lo demuestra lo que ha pasado en el aula, que por eso hasta se podría hablar de un síndrome de la maestra Zhang, sino pregúntese: ¿Puede la monarquía ser compatible con la democracia?

 
Comunismo y la democracia ?antagonicos?

La respuesta a la pregunta anterior es un ¡No! sin pensarlo, pero ¿qué pasaría si volviéramos la vista a muchos de los países escandinavos, Japón,  España y la mata de la democracia, Inglaterra? El ¡No! ese habría que cambiarlo, porque en esas democracias existen instituciones, las casas reales, que no son ni más ni menos que el reflejo del síndrome de la maestra Zhang.

Claro otras democracias no viven ensombrecidas por las casas reales aunque no necesariamente viven sin que el síndrome de la maestra Zhang pese sobre esas democracias. Hay que dejar un espacio para razonar sobre si el sistema democrático garantiza, de la forma que se suele presentar la democracia, la voluntad popular, y no sólo los intereses de los poderosos. Sería esto saludable para poder desvelar a la maestra Zhang de nuestras democracias, ya que nuestras maestras Zhang muchas veces logran permanecer anónimas.
 http://onionlive.com/wp-content/uploads/2011/12/0_64_queen_elizabeth_030607-300x225.jpg
 Muchas democracias están dirigidas por reyes, la reina Elizabeth II de Inglaterra, foto Onion Live.

El documental es muy bueno por que muestra un aspecto de lo que llamamos democracia y que los realizadores del mismo han logrado mostrar muy bien. Detrás de todo ese sistema funciona para elegir y decidir y que llamamos democracia hay un poder que controla el desarrollo del mismo. En la maestra Zhang y sus alumnos candidatos a monitores se materializa y se ejemplifica como eso que llamamos sistema democrático funciona. 

Ya para finalizar, vale la pena mostrar como el síndrome de la maestra Zhang ha sido visto en España. El cantautor Víctor Manuel ha dedicado una de sus canciones a la transición en España. Transición que no dista mucho de lo sucedido en el aula de la maestra Zhang. Refiriéndose a los cambios democráticos en su país cantaría  Víctor Manuel sus versos de Canción de la Esperanza:

Siempre había soñado que se seria de una vez nunca había soñado con un rey
Es muy desigual esta partida de ajedrez ellos tienen el voto y el poder

Que no cese la esperanza acorralada con voto no cambiamos casi nada
Que no cese la esperanza acorralada muerto el perro no se fue con en la rabia ..
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada