domingo, 20 de marzo de 2011

Barack Obama: Latinoamérica y Libia en un mismo itinerario

Que más querría uno que la guerra en Libia hubiera podido evitarse, al parecer no quedó otra alternativa que la acción contra el régimen de Gadafi. Aunque no hay que olvidarse del dolor humano que de una y otra parte se provocará.

Uno de las últimas noticias aparecidas en el diario El País internacional el día de hoy 20 de marzo, un portavoz del ejercito americano asegura que ya aviones caza de Catar están en posición para el asalto a Libia. Hay que reconocer el trabajo de los Estados Unidos en esta crisis, que por experiencia propia sabe que no se puede tomar la iniciativa sólo, y ha logrado que las caras visibles de esta contienda se materialicen en el presidente francés, Nicolás Sarkozy, buen amigo de Gadafi.

http://ramerah.com/wordpress/wp-content/uploads/2010/02/sarkozy_gaddafi.jpgEl diablo los cría y ellos se separan.

Para muchos la decisión en contra de Gadafi ha llegado un poco tarde, así puede parecer cuando se compara con la inmediatez con que se actuó en países como Afganistán e Irak. Pero está vez los Estados Unidos más que lograr que los franceses sean los que den la cara, hasta han arrastrado a muchos países árabes a ilegitimizar las acciones armadas, pensemos en la aprobación de la Liga Árabe.

Las motivaciones para la acción armada en Libia están muy poco convencedoras, aparte de la simpatía que se pueda tener con el asesinosaurio del Gadafi. Por qué se habla de defender a la población civil ahora y no por ejemplo cuando el holocausto de Ruanda en 1994, se puede preguntar uno. Aunque no se puede decir que no está justificada la intervención armada, sobre todo cuando el régimen libio utiliza a mercenarios para masacrar a su pueblo.

http://skp00.epimg.net/Imagenes/2D/41/1300624831-74a6ff65928e7f6fb531528235f624d1.jpgUn mercenario al servicio de Gadafi muerto. (Foto: AFP, PATRICK BAZ)

El presidente norteamericano, Barak Obama, parece tener control sobre la situación, y sigue con calma su viaje por Latinoamérica. En estos momento en Brasil en donde ha logrado despertar la desesperación de la izquierda latinoamericana. Una izquierda decadente y vieja que a duras penas logra sostener las banderas de la justicia, la igualdad y el progreso, banderas estas que el presidente Obama muy bien puede sostener en una mano. Una muestra de ello es la acogida que los pobladores de una de las favelas liberadas del control de los narcotraficantes, La Ciudad de Dios  .

Se puede entender muy bien la desesperación de la vieja izquierda al ver que los país que marcan el paso en el continente ya no es Cuba, que por cierto sólo logra reflejar un sistema fallido y anacrónico. Brasil se erige solo como la potencia sino como el modelo. Además, los acuerdos económicos con Estados Unidos pueden dejar en muy mala situación a los otros países como Venezuela y Ecuador. Estados Unidos se convertirá, y así parece, en el primer cliente de combustible del Brasil.

http://atlasshrugs2000.typepad.com/.a/6a00d8341c60bf53ef01347ff209fd970c-500wi

A la vieja izquierda Latinoamérica le es importante verse en el espejo de los países árabes, en donde sus pueblos se levantan en contra de régimen que no están muy lejos de sus modelos socio – políticos. Las protesta en el mundo árabe se van expandiendo y ya países como Yemen, Siria, viejo amigo del régimen cubano, y para llenar la lista ahora le toca el turno a Marruecos. Ojala y no haya que recordarle a Gadafi que, como dice Silvio Rodríguez, “La Era está pariendo un corazón”, y que la coalición internacional interviene, acude corriendo pues se puede caer el porvenir de un pueblo, quizás de toda la humanidad, de nuevo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada